Una rara escena se hizo viral en los últimos días, luego que un policía fuera captado por un joven mientras intenta arrestar a un hombre en Lake County, Illinois, el cual pensó que estaba en estado de ebriedad, pero la realidad es que sufría ‘mal de amores’.

Te puede interesar:

¿Por qué un policía iba a detener a un hombre con el corazón roto?

Así es, el hombre no estaba en estado inconveniente sino que le habían roto el corazón y estaba hecho un mar de lágrimas. La tristeza era tanta, que no podía incorporarse del piso, por lo que el guardia estaba confundido ante la escena.

Una decepción amorosa podría crear múltiples sensaciones en el cuerpo humano, desde tristeza hasta depresión y este hombre lo sufrió en carne propia

El hombre con el corazón ‘roto’ fue confundido con una persona en estado inconveniente tras demostrar con su cuerpo el dolor que sentía por la perdida de su ser amado.

Policía detiene hombre corazón roto
El hombre aseguró que su mujer lo había engañado. | Foto: @laraquartez

El hombre se tambaleaba, desorientado y al borde del llanto, el policía lo cuestionó si se encontraba bien y el joven le dijo que tenía el corazón roto. 

“Nada, mi relación está rota. Me he casado con ella, tengo seis hijos, cuatro niños y dos niñas”, dijo el hombre 

Luego, el policía cuestiona al hombre por su estado, ya que pensaba había consumido drogas o alcohol por la decepción amorosa.

“¿Has consumido algún tipo de drogas hoy?”, pregunta el policía. “No”, responde. “¿Has estado bebiendo?”, cuestionó de nuevo la uniformada “No”, dijo el hombre. “¿Por qué estás llorando tanto? Había maltrato físico entre tú y tu esposa?”, cuestionó la policía. “Nunca, nunca”, reaccionó. “¿Llegaste a casa y ella estaba con otro hombre?”, seguía indagando la uniformada. “No, no yo estaba en casa”, expresó el hombre conmovido por el interrogatorio.

El hombre reveló que su esposa lo engañó con otro

Luego de que se calmó, el hombre reveló que su esposa lo engañó con otro hombre, además que decidió evitar una pelea frente a sus hijos y decidió retirarse del lugar.

“Yo no quiero pelearme con nadie. Podría haberme peleado con él, podría haber sido capaz, pero no quiero ir a la cárcel. Yo soy mejor que eso. No sé por qué ella ha hecho esto”, dijo el hombre conmovido. 

A pesar de las palabras del hombre, un policía decidió realizar una prueba de alcohol y se percataron que efectivamente no había ingerido nada.

Miles de internautas respondieron con mensajes de apoyo al hombre, quien tenía el corazón roto porque su mujer lo engañó y casi es detenido por la policía.

Emmanuel Gutiérrez

Lic. Comunicación Social. Amante del periodismo, redes sociales, música, techno, deportes y videojuegos. La comunicación es el primer paso para llegar a un acuerdo. egutierrez@lanoticia.com