Las previsiones sugieren que ya hemos pasado por lo peor del daño del COVID-19 en la economía de Carolina del Norte, pero la recuperación puede tomar tiempo

Hasta ahora, la peor parte del daño económico del virus ocurrió de febrero a abril. El empleo total en el país cayó un enorme 14.5 % durante ese período. A la economía de Carolina del Norte le fue un poco mejor con una caída del 13.5 % en empleos.

Sin embargo, las pérdidas de empleo no se distribuyeron por igual en todos los sectores de la economía. El sector de recreación / hotelería, que incluye restaurantes, hoteles y turismo, perdió la mitad, es decir, el 50 %, de sus empleos entre febrero y abril. El sector de servicios personales fue el segundo mayor perdedor, con más de 1 de cada 5 empleos recortados, y el comercio minorista y los servicios empresariales también sufrieron grandes pérdidas.

En Carolina del Norte, la construcción, los servicios financieros y el gobierno tuvieron las pérdidas más pequeñas con menos del 6 % en cada uno.

La economía en Carolina del Norte

El virus tampoco afectó a la economía de las áreas geográficas de Carolina del Norte por igual. Asheville, Hickory, Burlington y Wilmington perdieron casi el 20 % de sus trabajos de febrero a abril. Asheville y Wilmington fueron azotados por el virus porque dependen en gran medida de la industria de la hospitalidad y el turismo, y la gente simplemente no viajó entre febrero y abril. Hickory y Burlington son paradas importantes en la I-40 para el tráfico comercial e interestatal, por lo que con este tipo de tráfico interrumpido durante el cierre del virus, sus economías se vieron muy afectadas.

En contraste, Durham-Chapel Hill, New Bern y Rocky Mount tuvieron pérdidas de empleos mucho más leves, cerca del 10 %. Pero el premio por la menor pérdida de empleos durante el pico del virus es para las zonas rurales de Carolina del Norte. Aquí los empleos cayeron “solo” un 5 % durante febrero a abril.

Varias razones explicaron esta relativamente buena noticia. Las zonas rurales de Carolina del Norte dependen más de la agricultura, y la agricultura fue designada como un negocio “esencial” y, por lo tanto, no se redujo. Las industrias que sufrieron grandes pérdidas, como la recreación / hotelería y los servicios personales, son menos importantes en muchas áreas rurales. Además, dado que el virus generalmente se propaga a un ritmo más lento en áreas menos densas, los gobiernos locales en las regiones rurales tenían más probabilidades de imponer reglas de cierre menos restrictivas.

¿Cuándo mejorará la economía estatal?

La conclusión de esta discusión es claramente que el virus ha sido malo para la economía de Carolina del Norte. Todo el mundo lo sabe. Acabo de ponerle números. Ahora, las siguientes preguntas son, ¿cuándo y qué tan rápido mejorará la economía estatal?

Aunque los economistas no son conocidos por estar de acuerdo entre sí, en el caso de la recuperación económica del coronavirus parecen ser bastante agradables. He analizado numerosos pronósticos económicos de fuentes públicas y privadas, y muestran una notable consistencia.

Las previsiones sugieren que ya hemos pasado por lo peor del daño económico. La recuperación económica comenzará en julio, en realidad algunos dicen que ya comenzó, y será relativamente fuerte durante el resto de 2020. El crecimiento económico continuará en 2021 y 2022, aunque a un ritmo mucho más lento.

En términos de Carolina del Norte, estos pronósticos sugieren que la producción agregada del estado (la suma de toda la actividad económica, incluidos los productos y servicios) ya ha tocado fondo y está en aumento. Esa es la buena noticia. La mala noticia es que las previsiones sugieren que no será hasta 2023 antes de que el tamaño de la economía de Carolina del Norte vuelva a sus niveles previos al virus. Además, la tasa de desempleo del estado en 2023 seguirá siendo 1.5 puntos porcentuales más alta que en enero pasado.

¿Debería fruncir el ceño y llorar o sonreír y gritar “yippie” ante estos pronósticos? Realmente no lo sé, pero, como siempre, usted decide.

Mike Walden

El Dr. Mike Walden es un profesor universitario con el distinguido reconocimiento William Neal Reynolds, el más alto honor abierto a los docentes de la Facultad de Economía Agrícola y de Recursos de...

Deja un comentario