Maria "Masha" Alyokhina y Lucy Shtein, las líderes de la banda Pussy Riot han enfrentado al gobierno de Putin por casi una década, lo que les ha causado algunos problemas, así como ser encarceladas constantemente y aunque nunca han dejado de ser activistas, las artistas se vieron en la necesidad de escapar de Rusia disfrazadas de repartidoras de comida, según reportes internacionales.

TE PUEDE INTERESAR:

Pussy Riot se ha caracterizado por criticar al gobierno de Putin y uno de los momentos que más se dieron a conocer fue cuando en el 2012 organizaron una protesta contra el actual primer mandatario de dicho país en la Catedral de Cristo Salvador, de Moscú, lo que llevó a "Masha" una condena de 2 años en prisión por "vandalismo".

Según los reportes del New York Times y The Guardian, desde el verano pasado, Maria ha sido encarcelada 6 veces, durante 15 días en cada uno de ellos, por su activismo político.

Sin embargo, en abril, mientras Putin reprimía con más fuerza para acabar con cualquier crítica por la invasión a Ucrania, las autoridades informaron que Alyokhina pasaría de arresto domiciliario a 21 días en una colonia penal, el mismo caso que enfrentría Lucy, por lo que las actuales líderes de la banda Pussy Riot decidieron escapar de Rusia vestidas de repartidoras de comida.

La primera en escapar fue Lucy, aunque tuvo que mantenerlo en secreto por el bien de su compañera de trabajo y novia, "Masha", quien escaparía de la misma forma solo hace unos días, según The Guardian.

Se informó que la policía de Moscú estaba vigilando el departamento donde Maria se estaba alojando con una amiga, por lo que esta fue la única manera en que pudo huir, dejando su celular en la casa como señuelo y para evitar ser rastreada, aseguró el NYT.

María llegó hasta la frontera con Bielorrusia con la ayuda de otro amigo y tardó una semana en cruzar a Lituania, desde donde contó al NYT cómo logró escapar, en la misma forma en que Lucy lo hizo, según contó esta última a The Guardian y tras lo cual las jóvenes novias, activistas y artistas pudieron reencontrarse.

Aunque habían querido permanecer en Rusia, a pesar de los arrestos y la censura, las artistas decidieron que era momento de salir de su país natal, al menos temporalmente.

Sin embargo, esto también permitirá que la banda Pussy Riot tenga sus primeras presentaciones por Europa desde el 2019 siendo la primera este jueves en Alemania.

Así lo dieron a conocer en su cuenta oficial de Instagram:

"Después de casi 3 años de pausa por la cuarentena y los arrestos, nuestro equipo está listo para hacer un tour por Europa. Empieza hoy en Berlín con una nueva versión de Riot Days una "ópera revolucionaria electro punk" basada en el libro de Maria Alyokhina", escribió la banda en su cuenta de Instagram.

En la publicación, la banda también recriminó la represesión de Putin.

"Condenamos la agresión criminal de Putin. Enviaremos parte de nuestras ganancias para ayudar a las víctimas de la guerra en Ucrania", señaló Pussy Riot.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Jonathan Hernández

Reportero de espectáculos y cultura. Disfruto de leer, escribir, ver series y caminar con mi perro. Amo la comida y cultura de mi tierra. jhernandez@lanoticia.com