La pandemia del COVID-19 continúa resaltando efectos negativos en diversos sectores de la población de Estados Unidos, los latinos por ejemplo es una de los más afectados, ya que el virus dejó saldos negativos en esta comunidad.

Pandemia del Covid-19 elevó número de ‘homeless’ latinos en Estados Unidos

Primero, según estudios el virus del COVID-19 es más letal entre la población latina en comparación con otras en Estados Unidos y no sólo eso, sino también ha dejado sin hogar a un número elevado de personas que pertenecen a este sector.

Según reportes, el creciente número de personas de este sector en situación de calle tiene un aumento desproporcionado, según una encuesta difundida por Denver Homeless Outloud (DHOL).

Hay al menos 5 mil “homeless” en la zona metropolitana de Denver, una cifra que tuvo un aumento de 1,200 en comparación con los reportados el año pasado y en su mayoría son latinos.

Latinos perdieron liquidez para solventar un techo por la pandemia

En el reporte se aprecia que al menos un 53.5% de los latinos en Colorado y a nivel nacional que rentan sus viviendas perdieron liquidez para solventar los gastos de un techo por la pandemia del COVID-19.

Además, el programa de protección y ayuda a inquilinos cerró debido a la falta de fondos y agravó esa situación, según el Centro Nacional de Leyes sobre Desamparo y Pobreza (NLCHP). 

A su vez, un nuevo estudio difundido por la Coalición de Colorado contra el Desamparo (CHC) revela que los latinos son mayoría en el sector de personas desamparadas.

Por otra parte, el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano de Estados Unidos (HUD) asegura que hay niveles altos de desamparo entre latinos, afroamericanos y nativos.

Algunas ciudades como Nueva York y San Francisco, e incluso algunos estados iniciaron o incrementaron los denominados “desplazamientos forzados” de desamparados, los cuales son en síntesis, pidieron a la gente que se fuera del lugar donde comúnmente dormían en la calle sin dar ayuda.

A pesar de que ha habido protestas y reclamos por estos operativos, algunos estados como Texas donde el gobernador es Greg Abbott, impulsaron una ley llamada HB21-1925 que criminalizará a partir del 1 de septiembre el “acampar en público”, es decir, dormir en la calle.

Emmanuel Gutiérrez

Lic. Comunicación Social. Amante del periodismo, redes sociales, música, techno, deportes y videojuegos. La comunicación es el primer paso para llegar a un acuerdo. egutierrez@lanoticia.com

Deja un comentario