Las rifas serán hechas por la lotería de Ohio. (Foto: AP)

Mike DeWine, gobernador de Ohio, anunció este miércoles un sistema de lotería para promover la vacunación contra el coronavirus, antes de que requerimientos como el uso de mascarilla y otras órdenes estatales relacionadas al COVID-19 sean eliminadas a partir del 2 de junio.

Todas los lineamientos relacionados al coronavirus en Ohio serán suspendidos, a excepción las que establecidas en asilos de ancianos. Algunas tiendas podrán seguir solicitando el uso de mascarillas protectoras.

Como incentivo para que los habitantes se vacunen, a partir del 26 de mayo, todos los adultos que hayan recibido al menos una dosis de la vacuna contra el COVID-19, podrán participar en una lotería que dará un premio de $1 millón todos los miércoles durante cinco semanas. 

Para los residentes menores de 18 años, el estado dará cinco becas completas por cuatro años en una universidad pública de Ohio. Las becas incluyen pagos de matrícula, alojamiento, alimentación y libros.

El dinero para los premios saldrá de los fondos existentes de asistencia federal, y los sorteos estarán a cargo de la Lotería de Ohio, aseveró DeWine.

La representante estatal, Emilia Sykes, la demócrata de mayor rango en la cámara baja del estado, cuestionó el uso de fondos federales.

“El uso de millones de dólares en fondos de asistencia para sorteos es hacer uso indebido del dinero que podría ser destinado a la respuesta de esta crisis”, declaró.

Por su parte, DeWine reconoció que el uso de los incentivos financieros es poco convencional.

“Sé que algunos podrían decir: ‘¡Estás loco, DeWine! Tu idea de sorteos de un millón de dólares es un desperdicio de dinero'". Pero el verdadero desperdicio, ahora que la vacuna está disponible, "es la pérdida de una vida a causa del COVID-19", comentó el gobernador.

Aldo Mendoza

Egresado de la carrera de Comunicación y Periodismo en la Facultad de Estudios Superiores Aragón, UNAM. amendoza@lanoticia.com

Deja un comentario