Algunas personas que se han vacunado contra el COVID-19 con fármacos de Moderna entran en la lista de los que necesitan la dosis de refuerzo.

Asesores de salud del gobierno de Estados Unidos recomendaron que los estadounidenses vacunados con Moderna mejoren su protección con una inyección. Esto avala la campaña de refuerzo que comenzó hace unas semanas.

Aunque la vacuna inicial de Moderna consiste en dos inyecciones de 100 microgramos cada una, la farmacéutica dijo que una sola inyección de 50 microgramos debería ser suficiente.

¿Quiénes deben ponerse el refuerzo de Moderna?

La sugerencia aplica para adultos mayores con otros problemas de salud, con empleo o con situaciones de vida que incrementen su riesgo de contraer COVID-19. Deben haberse puesto la dosis anterior al menos seis meses atrás.

No obstante, tal como el caso de Pfizer, esta decisión no es vinculante. Cada grupo es responsable de tomar la decisión según lo consideren.

Sin embargo, el panel de asesores de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA por sus siglas en inglés) voto de forma unánime a favor del refuerzo, lo que invita a considerarlo.

Falta una voz adicional que la dará un panel convocado por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC por sus siglas en inglés). Se espera que el grupo ofrezca más detalles sobre qué sectores de la población deberían recibir la vacuna de refuerzo.

Queda pendiente la sugerencia respecto a las personas que se vacunaron con la unidosis de Johnson & Johnson.

Desarrollado por La Noticia con información de AP.

Jeralí Giménez

Lic. en Comunicación Social. MBA en Mercadeo. CEO de Link BTL. Disfruto de leer y escribir. Soy madre y esposa agradecida con la vida. jgimenez@lanoticia.com

Deja un comentario