A partir de ahora todos los adultos sin importar su condición de salud pueden recibir la vacuna de refuerzo COVID-19.

El gobierno instó a las personas de 50 años o más a administrársela, con el objetivo de evitar una oleada invernal. En días recientes están aumentando los casos de coronavirus lo que preocupa pensando en que millones de estadounidenses viajarán por las vacaciones de fin de año.

La ampliación permite facilitar el entendimiento de quiénes son elegibles para la vacuna de refuerzo.

Hasta ahora la elegibilidad variaba según la edad, estado de salud y el tipo de vacuna que recibieron primero. La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) autorizó cambios a los refuerzos de las vacunas de Pfizer y Moderna que lo hacen más fácil.

Según las nuevas normas, cualquier persona de 18 años o más puede elegir un refuerzo de Pfizer o Moderna seis meses después de su última dosis. Para los que recibieron la vacuna monodosis de Johnson & Johnson, la espera ya era de sólo dos meses. Y la gente puede aplicarse el refuerzo de cualquier compañía independientemente de cuál usó para sus dosis iniciales.

Piden a los adultos mayores no posponer el refuerzo

Además de impulsar el refuerzo en adultos las autoridades sanitarias también hicieron un llamado para que aquellos que ya cumplían los requisitos pero que aún no se han aplicado el refuerzo dejen de posponerlo. Destacaron la importancia del refuerzo en personas de más edad y los que tienen riesgos como la obesidad, la diabetes u otros problemas de salud.

La prioridad número 1 para el mundo sigue siendo conseguir que más personas no vacunadas reciban sus primeras dosis. Las tres vacunas contra el COVID-19 utilizadas en Estados Unidos siguen ofreciendo una fuerte protección contra la enfermedad grave, incluida la hospitalización y la muerte, sin necesidad de un refuerzo.

Desarrollado por La Noticia con información de AP.

jerali-gimenez-journalist

Jeralí Giménez

Lic. en Comunicación Social. MBA en Mercadeo. CEO de Link BTL. Disfruto de leer y escribir. Soy madre y esposa agradecida con la vida. jgimenez@lanoticia.com

Deja un comentario