Autoridades confirmaron dos casos de gripe aviar en zoológicos del país, pero no ordenarán la matanza colectiva como suelen hacerlo en las granjas.

Muchos zoológicos de Estados Unidos han cerrado sus aviarios y trasladaron a las aves al interior en la medida de lo posible para protegerlas de la gripe aviar, que las autoridades creen se propaga principalmente a través de los excrementos de las aves silvestres.

En muchos zoológicos, los pingüinos podrían ser las únicas aves que los visitantes pueden contemplar porque suelen ser mantenidos en interiores detrás de un cristal, donde están protegidos del virus.

Te puede interesar:

Sacrificio de aves es la acción más común en granjas

Mike Stepien, portavoz del Departamento de Agricultura de Estados Unidos, dijo que los zoológicos colaboran con los veterinarios estatales cuando se detecta el virus. Pero a diferencia de las granjas, los zoológicos suelen estar autorizados a aislar y tratar a un ave infectada siempre y cuando tomen precauciones para proteger a las demás aves de sus recintos.

Para limitar la propagación de la gripe aviar durante el brote de este año se han sacrificado casi 27 millones de pollos y pavos en 26 estados. Las autoridades ordenan el sacrificio de bandadas enteras cuando se detecta el virus en las granjas.

El brote de este año es el peor desde 2015, cuando aproximadamente se sacrificaron unos 50 millones de pollos y pavos a causa del virus. Stepien dijo que hubo muy pocos casos de gripe aviar en aves silvestres cautivas en 2015 y ninguno en zoológicos grandes, y ese año no se sacrificó ninguna ave silvestre en los zoológicos.

Te puede interesar:

Gripe aviar, ¿pone en riesgo la seguridad alimentaria?

Las autoridades sanitarias hacen énfasis en que la gripe aviar no pone en riesgo la seguridad alimentaria. La razón es que no se permite que las aves infectadas ingresen al suministro de alimentos, y la cocción adecuada de la carne y los huevos a una temperatura de 73 grados Celsius (165 grados Fahrenheit) mata cualquier virus.

Te puede interesar:

La enfermedad tampoco representa una amenaza inmediata para la salud pública, y no se ha detectado ningún caso en seres humanos en Estados Unidos.

jerali-gimenez-journalist

Jeralí Giménez

Lic. en Comunicación Social. MBA en Mercadeo. CEO de Link BTL. Disfruto de leer y escribir. Soy madre y esposa agradecida con la vida. jgimenez@lanoticia.com