Una mujer de Carolina del Norte mintió para obtener un préstamo de ayuda para el coronavirus.

No conforme, gastó el dinero en lujosas compras en Nieman Marcus, Nordstrom, Louis Vuitton y tiendas de diamantes.

Así lo dijeron los fiscales federales que investigaron el caso.

Jasmine Johnnae Clifton de 24 años de edad, compareció ante el tribunal el lunes y luego fue liberada con una fianza de 25,000 dólares.

Así lo reveló un comunicado de prensa de la Oficina del Fiscal de Estados Unidos para el Distrito Oeste de Carolina del Norte.

El comunicado dijo que Clifton solicitó desde marzo el préstamo de la Administración de Pequeñas Empresas.

Dicho préstamo está diseñado para brindar alivio a las empresas existentes afectadas por los cierres pandémicos.

Mintió en su declaración

La mujer creó documentos falsos que reclaman 350,000 dólares en ingresos brutos en 12 meses para su negocio de ropa en línea, Jazzy Jas.

No obstante, otros documentos presentados a principios de 2020 mostraron que la compañía se disolvió efectivamente en septiembre de 2019.

La solicitud de préstamo fue aprobada a principios de agosto y Clifton recibió 149,900 dólares que luego gastó en más de dos docenas de minoristas, también comprando en Ikea y Rooms to Go, según el comunicado.

Ahora está en juicio por el préstamo

El 17 de febrero, un gran jurado acusó a Clifton de fraude electrónico en relación con un beneficio por desastre y fraude en relación con un desastre importante o beneficios de emergencia.

Si es declarada culpable, Clifton enfrenta 30 años por cada cargo y una posible multa combinada de 1,250,000 de dólares.

El defensor de Clifton se negó a comentar sobre los cargos el martes 23 de febrero pasado.

Martín Avilés

Periodista mexicano egresado de la EPCSG. Así como Eduardo Galeano y su absoluta falta de talento para jugar al fútbol, ojalá pudiera yo -en algún imposible día de gloria- escribir con el coraje Ryszard...

Deja un comentario