Una mujer del condado de Gwinnett, en Georgia, murió a causa de una bala perdida disparada por su vecino. Su hijo, de 17 años, la encontró inconsciente en su cama.

El vecino es acusado de homicidio involuntario y conducta imprudente. 

La policía de Gwinnett  informó que el pasado 25 de septiembre, alrededor de las 11:00 p.m., Carlether Foley, de 36 años, fue hallada con una herida de bala en la cabeza dentro de apartamento en McDaniel Road, Duluth. 

"Nuestra prima en común me llamó y me llamó histéricamente. Ni siquiera podía entender lo que estaba diciendo. Me dijo que cree que algo le pasó a Carlether pero que no sabíamos exactamente qué. Estaban muy nerviosos por lo que estaba pasando. estaban escuchando porque habían hablado con su hijo, quien los llamó histéricamente diciendo que había encontrado a su mamá inconsciente”, contó su prima, Ebony Curry, a 11Alive.

Curry contó que Carlether Foley se mudó a Atlanta para alcanzar su sueño de ser actriz.

"Nunca en un millón de años pensaría que la enterraríamos. Si no eres lo suficientemente responsable o no estás capacitado para tener un arma, simplemente no lo hagas porque se pierde una vida", dijo Curry.

En su declaración a la policía, el vecino, de 22 años, aseguró que sufrió una "descarga accidental" mientras cargaba su pistola. Su abogado, Jeff Sliz, argumentó que al momento del incidente, su cliente limpiaba su arma 9 milímetros.

"No tenía la revista dentro, pero la estaba limpiando y aparentemente había una bala en la recámara y accidentalmente se disparó y atravesó la pared", aseguró Sliz. 

Sliz detalló que su cliente no llamó a las autoridades por temor a que se truncara su enlistamiento en la Marina. Pensó que solo sería cuestión de pagar los daños ocasionados.

"No quería que nada dañara eso. Pensó que era una cuestión de pagar los daños", agregó.

El joven tenía la intención de pagar por sus acciones. Sin embargo, nunca se imaginó que había herido a alguien.

"Dejó su nombre y número y dijo 'Lo siento, estaré encantado de pagar todos los daños que causé', sin saber que había algún problema que no fuera el daño físico", narró Sliz. 

"Mi cliente está diezmado por eso, pero obviamente sabemos que no estamos tan heridos y afligidos como la familia de la mujer. Nuestras condolencias, pensamientos y oraciones están con ellos", agregó.

La familia de Carlether Foley está recaudando dinero para poder transportar su cuerpo a Houston, donde su hijo se encuentra actualmente con su abuela y su padre.

Aldo Mendoza

Egresado de la carrera de Comunicación y Periodismo en la Facultad de Estudios Superiores Aragón, UNAM. amendoza@lanoticia.com

Deja un comentario