El activismo provocó que ocho jugadoras y un mánager fueran expulsadas del equipo universitario femenino de Carolina del Norte.

Los involucrados aseguraron en una demanda que fueron expulsadas del equipo porque hablaron sobre el racismo y la justicia social.

Su demanda también dice que a los jugadores negros se les dijo que no pertenecían a la escuela.

La demanda dice que un jugador y un mánager habían organizado una reunión en la Universidad Lenoir-Rhyne sobre racismo e injusticia social.

A principios de mes se interpuso la queja ante las autoridades de la Universidad.

Según la demanda, el entrenador de baloncesto femenino Grahm Smith expulsó a las ocho mujeres del equipo.

La escuela dice que una investigación independiente no encontró evidencia de que los entrenadores fomentaran una cultura de insensibilidad racial.

De igual forma aún no se pronuncian de manera oficial al respecto.

Las jugadoras separadas del plantel, así como el mánager, mantienen su postura en busca de justicia en contra del responsable.

Información de Associated Press.

MÁS NOTICIAS RELACIONADAS:

Asesinato de Andrew Brown Jr, parte de una larga historia de racismo en Elizabeth City

Publicación racista en revista de la Universidad de Duke indignó a la comunidad estudiantil

Foto del avatar

Martín Avilés

Periodista mexicano egresado de la EPCSG. Así como Eduardo Galeano y su absoluta falta de talento para jugar al fútbol, ojalá pudiera yo -en algún imposible día de gloria- escribir con el coraje Ryszard...

Deja un comentario