Abogado de las Carolinas paga a sicario para que lo mate y dejar seguro de vida a su hijo
Alex Murdaugh, pagó a un sicario para que lo mate, pero sobrevivió. Meses atrás fueron asesinados su esposa e hijo, también investigan muerte de su niñera. Foto Facebook.

El misterio detrás de la muerte de una mujer y su hijo adolescente hace tres meses, así como un intento de homicidio y otras muertes dio un nuevo giro inesperado el 16 de septiembre, cuando el padre de familia, un prominente abogado de las Carolinas, habría admitido que pagó a un sicario para que lo mate y así su hijo pueda cobrar el dinero de su seguro de vida. Pero el abogado sobrevivió.

Alex Murdaugh, un destacado abogado de Carolina del Sur se entregará ante las autoridades para enfrentar cargos en un complot para arreglar su propio asesinato al pagar a un sicario local, quien le disparó en la cabeza, pero la bala solo le causó heridas superficiales, dijeron sus abogados defensores.

Murdaugh planea estar en el condado de Hampton para entregarse a la policía y tener una audiencia de fianza, dijo su abogado Jim Griffin.

Pagó a sicario para que lo mate

Los cargos están relacionados con fraude de seguro, dijo Griffin. Murdaugh le pidió a un excliente, a quien le estaba comprando drogas, que se convierta en sicario y lo matara de un tiro en la cabeza el 4 de septiembre, para que su hijo sobreviviente pudiera cobrar una póliza de seguro de vida de $10 millones, aseguraron las autoridades.

Los abogados de Murdaugh dijeron que ha estado en rehabilitación por uso de drogas durante unos días, después de que su bufete de abogados lo despidiera por dinero faltante, que podría sumar millones de dólares.

El 3 de septiembre, Murdaugh fue despedido por el bufete de abogados PMPED, que fue fundado por su abuelo.

Al día siguiente, los abogados de Murdaugh dijeron que decidió suicidarse, pero buscó que alguien más le disparara. Murdaugh le dio a Curtis Edward Smith un arma y se dirigieron a la solitaria carretera Old Salkehatchie Road.

Smith disparó un solo tiro que rozó la cabeza de Murdaugh, dijo un agente de la División de Aplicación de la Ley del Estado en una declaración jurada.

Murdaugh pudo llamar al 911 y su historia inicial fue que alguien que pasaba en una camioneta le disparó mientras revisaba una llanta que tenía poca presión. Sus abogados dijeron que una semana después les contó sobre el plan de estafar a su compañía de seguros.

El sicario, Curtis Edward Smith, de 61 años, fue arrestado el 14 de septiembre y acusado de suicidio asistido, asalto y agresión agravada, apuntar un arma de fuego, fraude de seguros, conspiración para cometer fraude de seguros, distribución de metanfetamina y posesión de marihuana.

Los Murdaugh son una de las familias legales más prominentes de Carolina del Sur, pero no han estado lejos de los escándalos.

Asesinato de su esposa e hijo

El 7 de junio Murdaugh encontró los cuerpos de su esposa de 52 años, Maggie, y su hijo de 22 años, Paul, a los que dispararon varias veces después de regresar a su casa en el condado de Colleton después de visitar a su padre enfermo.

Esos asesinatos siguen sin resolverse y los abogados de Murdaugh aseguran que están convencido de que no tuvo nada que ver con sus muertes.

El joven Paul Murdaugh estaba a la espera de su juicio por un cargo de manejar un bote bajo la influencia del alcohol, lo que habría causado la muerte de Mallory Beach, de 19 años, en un accidente ocurrido en febrero del 2019. El cuerpo de la joven fue encontrado siete días después del accidente.

El naufragio dio lugar a historias que cuestionaban si los vínculos de su familia con el sistema legal en el área afectaron la investigación. En ese caso no se realizaron arrestos.

Ahora investigan muerte de niñera

Murdaugh quien podría enfrentar cargos por suicidio asistido, fraude de seguros, entre otros, está sumergido en una serie de escándalos. Las autoridades estatales abrirán una investigación sobre él y su familia; esta vez por muerte de un ama de llaves y niñera que falleció en su casa.

El certificado de defunción de la mujer decía que murió por causas naturales y no se informó al forense del condado de Hampton. Pero un acuerdo por homicidio culposo por $500,000, aseguraba que "murió por un resbalón y caída" en la casa de los Murdaugh.

La forense del condado de Hampton, Angela Topper, solicitó la investigación estatal; diciendo que el certificado de defunción de Satterfield indica que murió por causas naturales, lo que es inconsistente con una muerte accidental. Dijo que su oficina no fue informada para que se realizara una autopsia.

Los dos hijos de Satterfield presentaron una demanda diciendo que no han visto nada del acuerdo por homicidio culposo de $500,000 que Murdaugh hizo que arreglaran.

¿Abuso de poder?

El padre, el abuelo y el bisabuelo de Murdaugh ocuparon el cargo de fiscal en el área durante más de 80 años. Otros miembros de la familia también fueron abogados civiles prominentes en la región.

El propio Murdaugh era un fiscal voluntario autorizado que apoyaba los casos de su padre, una relación que la oficina cortó este mes, cuando Murdaugh dijo que estaba buscando rehabilitación por una adicción al opioide oxicodona.

Las autoridades dieron a conocer que también están investigando una muerte por atropellamiento ocurrida en el 2015 en el condado de Hampton.

Diego Barahona A.

Periodista, editor, asesor, y presentador. De 2016 a 2019 el periodista más galardonado en Estados Unidos por los Premios José Martí. Autor del best seller: ¿Cómo leer a las personas? dbarahona@lanoticia.com

Deja un comentario