Un proyecto de ley presentado en la Asamblea General de Carolina del Norte busca que personas arrestadas por ciertos delitos sean retenidas en la cárcel por 48 horas adicionales a las que legalmente deberían estar, con el propósito de darle tiempo a las autoridades migratorias de procesarlas y eventualmente deportarlas.

La SB-637 fue presentada proponiendo en su primer párrafo que cuando se arreste a cualquier persona acusada de un delito grave o por conducir bajo los efectos del alcohol, el personal de la cárcel intente determinar si el prisionero es residente legal de Estados Unidos, y si es indocumentado, que sea retenido por 48 horas extra, hasta que agentes migratorios puedan tener el tiempo necesario de llevárselo.

El documento además establece multas para los funcionarios que no cumplan con esta norma.

Siete proyectos migratorios

La SB-637 es la séptima propuesta legislativa de Carolina del Norte que busca establecer algún tipo de control migratorio a nivel estatal, pese a que esta es una función federal. De ellos solo uno ha avanzado a votación.

La Casa de Representantes aprobó , con 63 votos a favor y 51 en contra, el proyecto de ley antiinmigrante HB-370, el cual busca obligar a las autoridades locales a seguir las órdenes de las agencias migratorias.

El documento ahora pasará al Senado estatal, si es aprobado allí pasará al escritorio del gobernador Roy Cooper, y si él lo firma se convertiría en ley.

Diego Barahona A.

Periodista, editor, asesor, y presentador. De 2016 a 2019 el periodista más galardonado en Estados Unidos por los Premios José Martí. Autor del best seller: ¿Cómo leer a las personas? dbarahona@lanoticia.com

Leave a comment