En la tercera pelea entre Conor McGregor y Dustin Poirier en UFC 264, el polémico luchador irlandés perdió por nocaut técnico debido a que sufrió una fractura en su pierna izquierda tras pisar mal.

Corrían los segundos finales del primer round, cuando después de un golpea simultáneo fallado por ambos peleadores, Conor McGregor pisa mal y se fractura la pierna izquierda.

De inmediato, Conor gritó de dolor y cayó al piso, situación que Poirier aprovechó para golpearlo. Afortunadamente, la campana salvó lo que pudo ser un nocaut debido al dolor y poca movilidad del irlandés.

Aún en el suelo y después de la decisión del referee, McGregor continuó provocando a Poirier, quien intentó lanzarse en contra del europeo, pero fue detenido.

Conor McGregor fue trasladado al hospital, donde será intervenido quirúrgicamente.

Por obvias razones, Dustin Poirier ganó el combate. El desenlace generó altas expectativas sobre una posible cuarta pelea.

Foto del avatar

Aldo Mendoza

Egresado de la carrera de Comunicación y Periodismo en la Facultad de Estudios Superiores Aragón, UNAM. amendoza@lanoticia.com

Deja un comentario