Los restos de la soldado Vanessa Guillén, no pudieron ser identificados con su expediente médico debido a lo golpeada que estaba su cara, por lo que tuvieron que ser trasladados a la base aérea Dover en Delawere. 

La abogada de la familia Guillén, Natalie Khawan, dijo a CNN que los especialistas batallaron en el trabajo de reconocimientos debido al terrible crimen de Aaron Robinson, quien mató a Vanessa Guillén con un martillo en el cuarto de armas en la base militar de Fort Hood en Killen, Texas. 

La hermana de Vanessa, Mayra Guillén, confirmó en redes sociales que ya se había hecho el reconocimiento del cuerpo.

“Se ha confirmado. Dame las fuerzas hermana. Te amo con todo mi corazón y nos veremos pronto @vguillen_30 yo se que dios te tiene a su lado como la soldada que eres”, redactó Mayra en dos tuits.

Después de que la abogada, Natalie Khawan, asegurara que Guillén planeaba denunciar a Robinson por acoso, una de las teorías que tomó más fuerza es la de que Vanessa le habría anunciado a Aaron sobre la demanda, lo que causó el joven soldado perdiera la razón. 

Sin embargo, surgió otra versión que Robinson habría confesado a la policía antes de quitarse la vida de un disparo, la cual sugiere que Vanessa iba a delatar al soldado de mantener una relación con una mujer casada; la familia Guillén desacredita esa historia. 

Por su parte, la cómplice de Aaron Robinson, Cecily Aguilar, de 22 años, ya fue encarcelada  y enfrenta cargos por manipular evidencias.

Debido a la presión que ejercieron los investigadores, Cecily confirmó que Robinson mató Guillén y lo ayudó a deshacerse del cadáver. Aguilar declaró que ambos regresaron al lugar donde la enterraron para tratar de destrozar lo que quedaba del cuerpo e intentaron quemarlo. 

https://www.youtube.com/watch?v=zvX4KaJvpzA

Aldo Mendoza

Egresado de la carrera de Comunicación y Periodismo en la Facultad de Estudios Superiores Aragón, UNAM. amendoza@lanoticia.com

Leave a comment