El alguacil de Buncombe, Quentin Miller, anunció la mañana del 26 de febrero que el condado ya no retendría a los detenidos solicitados por el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE).

La oficina del alguacil continuará cumpliendo con todas las leyes estatales y federales aplicables, sin embargo no hacemos cumplir las leyes de inmigración, aseguró el alguacil Miller.

El alguacil igualmente aseguró que su oficina continuará con su política de no participar o ayudar en las redadas de ICE, y sus oficiales no preguntarán o recopilarán información sobre el estatus migratorio de las personas.

Es vital que los miembros de nuestra comunidad inmigrantes puedan llamar a la oficina del alguacil sin temor cuando necesitan ayuda, enfatizó.

El alguacil aclaró que si sus oficiales arrestan a alguien, y el ICE o cualquier otra agencia proporcionan una orden penal válida, esa persona detenida será entregada a esa agencia.

Apoyo para el alguacil

Por su parte Bruno Hinojosa, de Compañeros Inmigrantes de las Montañas en Acción (CIMA), hizo un llamado a la comunidad y a las autoridades locales a respaldar esta política del alguacil.

ICE ha demostrado acciones inhumanas y necesitamos que usted se oponga visiblemente a estas tácticas, respalde a su alguacil y defienda a los miembros de nuestra comunidad que contribuyen con su aporte, dijo Hinojosa.

Diego Barahona A.

Periodista, editor, asesor, y presentador. De 2016 a 2019 el periodista más galardonado en Estados Unidos por los Premios José Martí. Autor del best seller: ¿Cómo leer a las personas? dbarahona@lanoticia.com