Las cáscaras de ciertas frutas son totalmente seguras para consumir. Tal es el caso de las manzanas, peras y duraznos. Pero hay muchas otras que son una fuente muy rica de nutrientes. 

Estas 5 frutas que explicamos a continuación, suelen consumirse sin cáscara. Al hacerlo retiramos una gran concentración de nutrientes y de fitoquímicos potencialmente benéficos para la salud, según datos de Berkeley Wellness. 

Las cáscaras o pieles de frutas y vegetales son fuentes particularmente buenas de fibra insoluble, que ayudan a prevenir el estreñimiento. Estas 5 frutas son el mejor ejemplo ya que se pueden consumir con cáscara y así obtener sus beneficios. 

Aunque todas estas cáscaras son comestibles, asegúrese de elegirlas en su versión orgánica para evitar el consumo de pesticidas y productos químicos, recomienda Spoon University.

Es seguro consumir estás frutas con todo y cáscara

  1. Mango: La cáscara de mango contiene vitamina A, C, fibra y fitonutrientes. La vitamina A es importante para un sistema inmunológico saludable y la vitamina C ayuda a reparar las heridas. La cáscara del mango también contiene hierro y es rica en antioxidantes. Los fitonutrientes reducen el colesterol y el riesgo de cáncer.
  2. Naranja: Esta fruta contiene más beneficios cuando se comen con la cáscara. La cáscara tiene poderosos antioxidantes, compuestos supresores de histamina naturales y flavononas. Estos compuestos supresores de histamina pueden ayudar a las personas alérgicas. La corteza está repleta de vitamina C, vitamina A, enzimas, fibra y pectina.
  3. Limón: Esta fruta cítrica aporta calcio, potasio y vitamina C. Al comer cáscara de limón se pueden disminuir los niveles de colesterol, combatir el cáncer, mejorar la salud ósea y mejorar la salud bucal. La cáscara de limón contiene limoneno y salvestrol Q40 que combaten las células cancerosas. El calcio que contiene la cáscara ayuda a mejorar la salud ósea.
  4. Banana: Mientras que el interior de la banana es dulce su cáscara es amarga, fibrosa y bastante espesa pero está llena de nutrientes. Contiene fibra, vitamina C, B-6, B12, potasio y magnesio. Su fibra ayuda con la digestión y reduce el riesgo de diabetes. El potasio desarrolla células y tejidos en todo el cuerpo y el magnesio ayuda a la producción de energía del cuerpo y a niveles regulares de presión arterial.
  5. Sandía: La cáscara de una sandía es segura para comer. Contiene altas concentraciones de vitamina C, A, B6, potasio y zinc. La cáscara de sandía puede mejorar el cuidado de la piel, fortalecer el sistema inmunológico, y disminuir la presión arterial. Las cáscaras de sandía se pueden mezclar en batidos, hacer mermelada o incluso cortar en ensaladas para obtener una mayor ingesta de fibra.

Paulina Martinez

Escritora de profesión y vocación. Especialista en temas de estilo de vida, blogger y amante de los viajes. pmartinez@lanoticia.com

Deja un comentario