Este domingo se formó la tormenta tropical Nicholas, en el suroeste del Golfo de México, con dirección hacía Texas, por lo que el estado emitió una vigilancia de huracán.

Nicholas tiene vientos máximos de 65 Km/h y el Centro Nacional de Huracanes (NHC) pronostica que se fortalecerá en las próximas horas, mientras se acerca a la costa noroeste del Golfo. La tormenta llegaría a Texas el próximo martes, aunque aún no se sabe con qué fuerza.

Esta es la 14a tormenta de la temporada en el Atlántico y actualmente está a 250 kilómetros de México y a 240 kilómetros al sureste de la desembocadura del Río Grande.

Al momento, se tiene pronosticado que la tormenta arrojará hasta 15 pulgadas (38 centímetros) de la costa de Texas hasta el suroeste de Louisiana, desde este domingo hasta mediados de la semana. Además no se descartan inundaciones en ríos y zonas urbanas.

Louisiana también está en alerta y el gobierno está atento ante las posibles "fuertes lluvias e inundaciones repentinas al estado en los próximos días", comentó el gobernador del Estado John Bel Edwards.

El estado de Texas sería el más afectado con esta tormenta tropical, por lo que las autoridades están preparando todo por una posible contingencia, y pidieron a los pobladores tomar las medidas necesarias para la llegada de Nicholas.

Apolo Valdés

Lic. En Comunicación y Periodismo por la UNAM, con 14 años en medios de comunicación. Amante de la lucha libre, videojuegos y la cultura geek. "This is the way".

Deja un comentario