La cantante Hana Horka, del grupo checo Asonance, falleció a los 57 años después que se contagió voluntariamente el COVID-19 y n haberse vacunado.

Según informó su hijo, Jan Rek, su madre era opositora de la vacuna anti COVID-19 y se negó a recibir el fármaco. Además se expuso voluntariamente a la enfermedad cuando él y su padre (ambos vacunados) la tuvieron.

"Ella decidió vivir normalmente con nosotros y prefirió contraer la enfermedad antes que ser vacunada", comento en entrevista para la radio pública iRozhlas.cz.

La mujer pensó que había superado la enfermedad y dos días antes de morir escribió: "Sobreviví. Así que ahora habrá teatro, sauna, concierto, sauna y un viaje urgente al mar"; sin embargo falleció por complicaciones.

El hijo de Hana Horka culpó al movimiento antivacunas de haber influenciado a su madre, quien creyó las teorías de conspiración y eso le ocasionó la muerte.

"Sé exactamente quién forjó su opinión (...) Me entristece que haya creído más en los extranjeros que en su propia familia. No fue sólo desinformación total, sino también opiniones sobre la inmunidad natural y los anticuerpos creados al contraer la enfermedad".

En República Checa actualmente se vive una nueva ola de contagios de COVID-19, con 20,000 casos al día el pasado lunes.

Apolo Valdés

Lic. En Comunicación y Periodismo por la UNAM, con 14 años en medios de comunicación. Amante de la lucha libre, videojuegos y la cultura geek. "This is the way".

Deja un comentario