Bache Wilkinson CharlottePin
Problema resuelto (Foto: Twitter)

En Wilkinson finalmente se libraron de un problema y los habitantes de Charlotte están satisfechos.

 Pero también están algo confundidos.

Y es que saliendo de la I-277 hacia Wilkinson Boulevard había un bache tan grande que se extendía por dos de los tres carriles.

El mismo, enviaba a los autos lejos cuando lo pasaban demasiado rápido.

Había estado allí durante años y luego, de repente, desapareció. 

La infraestructura de Charlotte no ha seguido el ritmo del crecimiento de la población de la ciudad.

Ha arrojado problemas, como la salida NoDa (3A).

Resolver estos problemas puede ser un proceso largo y complicado a través de varias agencias.

La salida 277 NoDa, por ejemplo, está bajo el control de CDOT, pero el bache de Wilkinson fue un problema de NCDOT.

Taylor Burke, socio gerente de Blackstone Shooting Sports ubicado justo al otro lado de la calle del bache, dice que los clientes a veces llaman para preguntar dónde se encuentran en relación con el bache en Wilkinson.

Burke dice que se han quejado del bache en el pasado, más recientemente después de que envió un automóvil destrozado atado a un remolque a través de los carriles de tráfico y al estacionamiento después de que un conductor lo pasó demasiado rápido.

“Era un problema de seguridad”, dijo Burke a AXIOS Charlotte. 

“No solo para nuestros empleados sino también para el tráfico”. 

“Realmente tenías que llegar al lado izquierdo con bastante rapidez para evitar el tope de velocidad”.

“Causó múltiples accidentes, lo que provocó atascos de tráfico frente a nuestra tienda".

MÁS NOTICIAS RELACIONADAS:

La milagrosa historia de cómo una estudiante y su perro sobrevivieron a un fatal accidente

Un choque frontal de autos provocó la trágica muerte de tres personas cerca de Charlotte

Martín Avilés

Periodista mexicano egresado de la EPCSG. Así como Eduardo Galeano y su absoluta falta de talento para jugar al fútbol, ojalá pudiera yo -en algún imposible día de gloria- escribir con el coraje Ryszard...

Deja un comentario