Embarazada asesinada metida en maleta
(Foto: Twitter)

La mujer embarazada que se encontraba desaparecida fue encontrada muerta dentro de una maleta.

Así lo revelaron las órdenes de arresto, luego de que la policía hallara la maleta cerca del río Neuse en el condado de Wake, Carolina del Norte.

La Oficina del Sheriff del condado de Wake confirmó la noche del miércoles 10 de febrero que el cuerpo encontrado dentro de una maleta el lunes por la mañana en Allen Road era el de la desaparecida Brittany Smith.

La mujer tenía tan solo 28 años y vivía en una casa de campaña con su novio.

Dos detenidos como principales sospechosos del asesinato

La Oficina del Sheriff del condado de Wake arrestó a Thomas Clayton Johnson de 37 años de edad y a Emmalei Grace Trevathan de 24 años.

Los arrestaron en una parada de tráfico el miércoles por la tarde en Raleigh.

Ambos enfrentan cargos de asesinato, asesinato de un feto y ocultación de un cuerpo, de acuerdo con el canal CBS 17.

Según las órdenes judiciales, el cuerpo de Smith fue encontrado dentro de una maleta violeta que había sido arrojada al río Neuse.

La mujer embarazada era buscada desde el fin de semana anterior

La búsqueda de la mujer embarazada había comenzado desde el fin de semana pasado después de que se denunciara su desaparición días antes.

Además, las órdenes de arresto de Johnson y Trevathan también mostraron que Smith estaba embarazada de un niño de seis meses.

"Es seguro decir que esto no es un accidente", dijo el alguacil del condado de Wake, Gerald Baker.

Los agentes interrogaron a su novio Cody Page después de la desaparición de Smith, pero no se lo consideró sospechoso.

Johnson y Trevathan están arrestados en el centro de detención del condado de Wake sin derecho a fianza.

Ambos tienen comparecencias ante la corte, programadas para hoy por la tarde.

Martín Avilés

Periodista mexicano egresado de la EPCSG. Así como Eduardo Galeano y su absoluta falta de talento para jugar al fútbol, ojalá pudiera yo -en algún imposible día de gloria- escribir con el coraje Ryszard...

Deja un comentario