Rusia lanzó un misil hipersónicos desde un submarino que puede recorrer hasta 1,000 kilómetros. (Foto AP)

Rusia dio a conocer este lunes que lanzó desde un submarino, por vez primera, un misil hipersónico Zircon (o Tsirkon), que vuela a nueve veces la velocidad del sonido y puede recorre hasta 1,000 kilómetros.

El Ministerio de Defensa de Rusia confirmó que el submarino disparó desde el Ártico a objetivos simulados en el Mar de Barents.

El misil forma parte del nuevo catálogo de armas hipersónicas de las que presume el presidente ruso, Vladimir Putin.

Con el lanzamiento desde un submarino del misil que supera hasta nueve veces la velocidad sonido, Rusia busca impulsar su capacidad militar.

Los rusos comentaron que el submarino de misiles nucleares Severodvinsk, disparó primero un Zircon desde la superficie y después, desde una posición submarina a una profundidad de 40 metros.

'El vuelo del misil, desde que salió del agua hasta que alcanzó el objetivo simulado, cumplió completamente con los parámetros previstos', dice el comunicado.

El Ministerio de Defensa, a cargo de Serguéi Shoigu, ya había probado el misil desde una fragata en julio.

La OTAN mostró su preocupación pues considera que Rusia desestabiliza la zona con estas pruebas.

'Los nuevos misiles hipersónicos de Rusia son altamente desestabilizadores, plantean riesgos significativos para la seguridad y la estabilidad en el área euroatlántica', afirmó la OTAN.

El lanzamiento del misil se dio al mismo tiempo en que Rusia y la administración del presidente Joe Biden reanudaron sus conversaciones sobre estabilidad estratégica y control de armas.

Rusia y Putin presumen de esta nueva generación de armamento invulnerable pos su dificultad de rastrear e interceptar.

El misil Zircon fue desarrollado para armar cruceros, fragatas y submarinos y es una de las nuevas armas hipersónicas de Rusia.

Daniel González

Periodista egresado de la Escuela de Periodismo Carlos Septién García en México y con 17 años de experiencia. Amante de los viajes y las historias que de ellos emanan. Un buen libro, una buena película...

Deja un comentario