Este jueves, un bebé recién nacido fue declarado muerto y llevado a la morgue, donde se dieron cuenta que aún seguía con vida.

De acuerdo al testimonio de la madre, Daniela Hernández, ingresó a la Clínica 16 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) del estado de Torreón, México, hace una semana con riesgo de aborto por su embarazo de seis meses. Luego de estar internada por varios días, ayer entró en labor de parto. Al terminar, los doctores le dijeron que su hijo había nacido sin vida.

Aunque la madre aseguró que vio a su hijo moverse, los médicos le explicaron que eran reacciones naturales de los cuerpos de los bebés cuando nacen sin vida.

Familiares declararon que el bebé permaneció cuatro horas en la morgue. Incluso habían firmado el acta de defunción y ya contaban con los servicios funerarios. Sin embargo, la insistencia de la familia en ver al pequeño provocó que descubrieran que seguía respirando.

IMSS investigará el caso de la morgue

Por su parte, el Instituto Mexicano del Seguro Social emitió un comunicado donde aseveró que comenzaría las investigaciones pertinentes entre el personal médico involucrado.

"Todos los involucrados en la atención médica serán citados por el área de relaciones laborales en donde se revisará la actuación del personal y de encontrarse irregularidades se emitirán sanciones", señala el comunicado. 

El pequeño se encuentra en el hospital recibiendo atención médica.

Aldo Mendoza

Egresado de la carrera de Comunicación y Periodismo en la Facultad de Estudios Superiores Aragón, UNAM. amendoza@lanoticia.com

Deja un comentario