Como si fuera una escena de las películas de Fast & Furious, una conductora a bordo de una camioneta atravesó a máxima velocidad una autopista de ocho carriles sin chocar con nadie más.

La increíble hazaña se dio con los demás carros en movimiento sin que hubiera una tragedia.

Los hechos ocurrieron en Australia y fueron dados a conocer por una grabación de las cámaras de la policía.

El vehículo utilizado no fue uno espectacular como en dichas películas, sino una camioneta Toyota Hilux.

La escena se dio en una carretera amplia, con sentidos distintos y tráfico. El semáforo estaba en verde y, el primer carril de tres, tenía el paso.

Justo en ese momento salió la camioneta y atravesó los ocho carriles son chocar con nada ni nadie.

Algunos autos pasaron el primer cruce sin problemas, pero la rapidez con la que salió la camioneta provocó que otros frenaran apenas.

Los automóviles del otro carril lograron frenar antes de que la Hilux pasara volando hasta desparecer del radar de la cámara.

Testigos mencionaron que luego de haber sorteado tantos obstáculos, la camioneta se estrelló contra un edificio sin ser grabado.

La conductora estaba acompañada por su pequeño hijo, la policía del Territorio Norte dijo que ella y el menos terminaron en el hospital con lesiones leves.

Las primera investigaciones señalan que la mujer perdió el control de la camioneta y ya no pudo recuperarlo hasta chocar.

El video no muestra el accidente pero mantiene el nerviosismo a tope por su espectacularidad.

Daniel González

Periodista egresado de la Escuela de Periodismo Carlos Septién García en México y con 17 años de experiencia. Amante de los viajes y las historias que de ellos emanan. Un buen libro, una buena película...

Deja un comentario