Los espeleólogos bajaron al siniestro Pozo del Infierno. (Foto: Adobe Stock)

Después de muchos años, un grupo de espeleólogos omaníes decidieron desentrañar el misterio que envuelve el famoso pozo de Barhout en Yemen, el cual es conocido como "el Pozo del Infierno" ya que se tiene la teoría que es una prisión de demonios.

El agujero en el desierto de la provincia de Al Mahara, es un hoyo en el suelo de 30 metros de ancho, que es la entrada a una cueva de 112 metros. Por años estuvo envuelto en muchas historias y leyendas terríficas.

Pero finalmente el grupo de espeleólogos decidió ver que se encontraba dentro; sin embargo tras la expedición no se encontró nada similar a demonios o algún ser sobrenatural.

Tampoco se percibieron olores extraños, a excepción de los producidos por algunos cadáveres de animales muertos, principalmente pájaros. También se encontraron serpientes, perlas formadas por gotas de agua y una cascada.

Pese a esto, el líder de la expedición, Salah Babhair, aseguró que el lugar tiene "vibras" extrañas y que la cueva aún podría tener muchos misterios.

"Entramos en el pozo. Llegamos a más de 50-60 metros de profundidad y sentí cosas extrañas en el interior; es muy misterioso”.

Precisamente muchas personas hablan de esto cuando pasan cerca del lugar, incluso algunas personas han caído en la zona y muerto accidentalmente. Se dice que espíritus malignos conocidos como “djinns” viven en ese lugar.

Apolo Valdés

Lic. En Comunicación y Periodismo por la UNAM, con 14 años en medios de comunicación. Amante de la lucha libre, videojuegos y la cultura geek. "This is the way".

Deja un comentario