El Papa Francisco oficia la Misa de Domingo de Ramos para celebrar la entrada triunfal de Jesucristo a Jerusalén.

Durante la Eucaristía el Santo Pontífice lee el Evangelio de Jesucristo según San Juan, así como el relato de la Pasión de Jesús, según San Marcos.

A través de una simbólica celebración se da inicio a la Semana Santa, luego de la Cuaresma de preparación.

El Domingo de Ramos es la aceptación de Jesús como hijo de Dios y Rey o Salvador.

El Papa Francisco suele liderar una procesión del Domingo de Ramos por la Plaza de San Pedro ante decenas de miles de fieles que sostienen ramas de olivo y palmas trenzadas, antes de celebrar una misa al aire libre.

Sin embargo, este año la misa se celebró en el interior de la Basílica de San Pedro, como la pasada primavera. Eso fue semanas después de que la pandemia del COVID-19 estallara en Italia, el primer país occidental golpeado por el virus.

Las medidas de seguridad asociadas a la pandemia y las restricciones a los desplazamientos del gobierno de Italia, que combate un repunte de contagios, mantuvieron alejada a la muchedumbre habitual de turistas y peregrinos.

Mensajes del Papa Francisco en Misa de Domingo de Ramos

El pontífice recordó que la gente afronta el segundo año de pandemia más cansada y más acuciada por la crisis económica.

Por segunda vez la vivimos (la Semana Santa) en el contexto de la pandemia. El año pasado estábamos más conmocionados. Este año es más duro para nosotros. Y la crisis económica pesa”.

En medio del sufrimiento que provoca la pandemia, dijo Francisco, “vemos los rostros de tantos hermanos y hermanas en dificultades”.

No pasemos de largo, dejemos que nuestros corazones se conmuevan con compasión, y acerquémonos”, dijo.

Francisco ha dedicado buena parte de su papado a llamar la atención hacia los marginados, como los sin techo, los pobres y los migrantes.

Semana Santa en el Vaticano

Salvo por la procesión del Via Crucis en la Plaza de San Pedro para celebrar el Viernes Santo, todos los actos de la Semana Santa de este año en el Vaticano se celebrarán dentro de la Basílica, incluida la Misa de Pascua con la que culmina la Semana Santa. Los fieles de a pie no podrán acudir a la misa nocturna del Viernes Santo, que normalmente se celebra a la luz de las antorchas en el Coliseo de Roma.

El gobierno italiano ha impuesto estrictas medidas de seguridad para el fin de semana de Pascua. Se han prohibido las cenas en restaurantes o cafeterías y los viajes entre regiones y localidades. La gente sólo puede hacer una visita por las fiestas al día a casas de familiares o amigos, entre el 3 y el 5 de abril.

Francisco puso fin a su homilía invitando a rezar por las víctimas de un ataque suicida ante una abarrotada catedral católica en Indonesia cuando terminaba una misa del Domingo de Ramos. Al menos 14 personas resultaron heridas.

Desarrollado por La Noticia con información de AP.

Jeralí Giménez

Lic. en Comunicación Social. MBA en Mercadeo. CEO de Link BTL. Disfruto de leer y escribir. Soy madre y esposa agradecida con la vida. jgimenez@lanoticia.com

Deja un comentario