El título de los Milwaukee Bucks no se entendería sin la figura de Khris Middleton.

El basquetbolista originario de Charleston, Carolina del Sur, tardó nueve años en levantar por primera ocasión el anhelado Larry O’Brien.  

Fue un camino largo para la ahora figura de la NBA, pero en su llegada a la cima tuvo que superar más de un obstáculo.

Reclutado por los Detroit Pistons en la segunda ronda del Draft 2012, Middleton fue parte de una serie de intercambios que lo mandaron un año después a Milwaukee.

"Sabía que iba a ser duro para mi encontrar un hueco en la rotación de Detroit. Llegar a Milwaukee fue una gran oportunidad para mí”, recordó el alero en 2019.

Si en los Pistons apenas veía la duela, en los Bucks muy rápido tomó protagonismo en plena reconstrucción del equipo.

Coincidiendo con la llegada de Giannis Antetokounmpo, fueron creciendo de la mano hasta consolidarse como una de las mejores duplas de la NBA.

Un récord de 15-67, el peor de la liga, en la campaña 2013-14 los impulsó a trabajar de la mano.

Ahora, 8 años después, lograron darle a los Bucks el segundo título de su historia, el primero desde 1971.

"Este triunfo significa todo para mí. Es una transformación asombrosa de la franquicia”, señaló Middleton tras el Juego 6 de las Finales.

“Pero no somos solo yo y Giannis, es toda la organización", añadió.

Milwaukee superó (4-2) en casa a los Phoenix Suns, con Middleton teniendo una planilla de 17 puntos, 5 rebotes y 5 asistencias en los 41 minutos que estuvo en pista.

El originario de Carolina del Sur contabilizó 18 tantos, con un 75% de efectividad en tiros de campo, en los últimos 2 minutos de las Finales.

Esa es la mayor cantidad para cualquier jugador en la historia. En los momentos cruciales, se agigantaba la figura del #22.

Pese a las críticas, el contrato de 177 millones por cinco temporadas que firmó en el 2019 lo tiene más que merecido.

MÁS NOTICIAS RELACIONADAS:

¿Qué atletas de Estados Unidos clasificaron a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020?

Ja Morant, la estrella de la NBA descubierta en Carolina del Sur gracias a unas papas fritas

Foto del avatar

Martín Avilés

Periodista mexicano egresado de la EPCSG. Así como Eduardo Galeano y su absoluta falta de talento para jugar al fútbol, ojalá pudiera yo -en algún imposible día de gloria- escribir con el coraje Ryszard...

Deja un comentario