La Armada de Estados Unidos declaró muertos a cinco marinos desaparecidos casi una semana después de que su helicóptero se desplomara en el Océano Pacífico. El ejército cambió el sábado la búsqueda de los marinos a una operación de recuperación de restos.

Los operativos de rescate continuaron por más de 72 horas de esfuerzos coordinados de rescate y casi tres decenas de vuelos de búsqueda y rescate para buscarlos, dijo la flota del Pacífico de la Armada en un comunicado.

Los nombres de los marinos se han publicado hasta que se notifique a sus familiares.

También resultaron heridos el martes otros cinco marinos que se encontraban a bordo del portaaviones USS Abraham Lincoln, donde el helicóptero MH-60S operaba en la cubierta antes del accidente. Ellos estaban estables el sábado, precisó el teniente Samuel R. Boyle, portavoz de la flota del Pacífico.

Se está investigando qué causó el accidente a unos 112 kilómetros (70 millas) de San Diego, pero el hecho de que los marinos a bordo del portaaviones resultaron heridos generó dudas sobre si el helicóptero o sus partes chocaron contra el Abraham Lincoln.

Cuando los helicópteros despegan y aterrizan en el barco, hay tripulantes en el portaaviones cercano y otras personas que trabajan en la cubierta. El helicóptero se estrelló durante operaciones de vuelo de rutina.

Los helicópteros MH-60S generalmente llevan una tripulación de aproximadamente cuatro pasajeros y se usan en misiones que incluyen apoyo de combate, ayuda humanitaria en desastres, además de operaciones de búsqueda y rescate.

La aeronave pertenecía al escuadrón 8 de helicópteros de combate marítimo de la Armada.

Aldo Mendoza

Egresado de la carrera de Comunicación y Periodismo en la Facultad de Estudios Superiores Aragón, UNAM. amendoza@lanoticia.com

Deja un comentario