risotto de pollo

Hoy vamos a compartir una receta de un plato exquisito; risotto de pollo. Otra forma de preparar el tradicional risotto que seguro les va a encantar. El pollo hace que este plato sea más completo y sabroso.

A nosotros nos gusta hacerlo con muslo de pollo, porque tiene más sabor y su carne se seca menos. Pero puedes prepararlo con pechuga, si ese es tu gusto.

Esta receta es fácil de elaborar y es una buena opción para una cena sana y exquisita. 

Es nuestra preferida para comer en familia porque es una forma diferente de disfrutar de un rico arroz con pollo, que además se prepara de manera fácil y utiliza ingredientes que normalmente solemos tener en la despensa.

Listos para prepararlo? ¡Vamos adelante!

Ingredientes (para 2 personas):

  • 1 taza de arroz
  • 2 muslos de pollo (o pechuga)
  • 1 pimiento
  • ½ taza de queso parmesano
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 4 tazas de caldo de pollo
  • ½ taza de vino blanco
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo

Preparación del risotto de pollo:

  • Comenzamos a limpiar bien el pollo y a cortarlo en trozos no muy grandes, de una pulgada cada uno. Reservamos.
  • Picamos finamente el pimiento, la cebolla y los dientes de ajo. 
  • Ponemos a sofreír en una olla con aceite de oliva los ajos picados finamente, 2 minutos después agregamos la cebolla y el pimiento, luego mantenemos a fuego medio hasta que esté todo caramelizado, sin dejar de remover para que se cocinen bien por todos lados. 
  • Agregamos los trozos de pollo, y los doramos durante unos 10 minutos junto a los ingredientes que teníamos anteriormente en la olla. 
  • Mientras tanto, ponemos a calentar una olla con el caldo de pollo, que puede ser un caldo casero que hayas preparado antes. Apagamos la hornilla y dejamos que el caldo se mantenga caliente.
  • Una vez tengamos el pollo bien dorado por todos lados, añadiremos el vino y dejaremos que se consuma el alcohol del mismo, para lo que subiremos un poco el fuego durante un par de minutos. Removemos para que el pollo vaya adquiriendo el sabor de los demás ingredientes hasta que se consuma el alcohol del vino. Añadimos el arroz, y mezclamos bien con todos los ingredientes 2 o 3 minutos, hasta que comience a ponerse casi transparente. 
  • Incorporamos el caldo de pollo taza por taza, y cuando se consuma la primera, cantidad que seguiremos añadiendo más tazas de la misma manera, hasta consumirlo por completo y que el arroz quede bien tierno y cremoso. Es importante que el caldo se mantenga tibio para no afectar la cocción del arroz.
  • Una vez que se haya consumido todo el caldo de pollo, que tomará unos 30 minutos más o menos,  lo retiramos del fuego y lo rociamos con el queso parmesano rallado, agregamos la mantequilla y removemos para que se mezcle bien hasta que adquiera una textura cremosa. 

Listo para servir este estupendo risotto de pollo, que se debe comer recién hecho y bien caliente.

Así de fácil. Sirvelo y a disfrutar de este delicioso y nutritivo plato.

¡Bon appetite!

José Ameijeiras

Publicista. Transitando como hobby un espacio afín a mi carrera: la Cocina. Un ambiente fértil para la creación, inspiración, potencia los sentidos con los aromas, sabores, colores.

Leave a comment