Hace unos días, se hizo viral el caso de una mujer de nombre Mina Ayala, quien paseó un cachorro de tigre de bengala en una de las plazas de lujo en la Ciudad de México, como si se tratara de un perro.

La imagen fue tomada por Zaira M. una estudiante del ITAM, quien hizo una denuncia ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) en redes sociales y esta hizo eco entre los usuarios, quienes criticaron a Ayala por poseer una especie exótica.

Una semana después de este curioso suceso, muchos se preguntan que pasó con el tigre de bengala que paseó por las tiendas de Antara Fashion Hall en la Ciudad de México.

¿Qué pasó con el tigre que paseó Mina Ayala en una plaza de México?

Primero, resulta que Mina Ayala es supuestamente amiga cercana del futbolista del América Sebastián Cáceres. Además, la mujer está orgullosa de poseer al animal y presumió en redes sociales a su mascota tras pasearlo por Antara.

“Para los que preguntan por mi bebé. ¿Cómo amaneció mi generación de vidrio? ¿Ya se ofendieron por algo el día de hoy?”, escribió en una historia de Instagram en su cuenta Mina Ayala.

Después que la gente comenzó a hacer cientos de comentarios en contra de su actitud y por poseer a un tigre de bengala, la mujer cerró algunas de sus cuentas y otras las restringió.

La Profepa no localizó al pequeño tigre

La Profepa decidió investigar el caso y ya dio noticias de qué pasó con el pequeño felino. Lo malo, es que no pudieron localizar al cachorro a pesar de acudir a Antara y a un conjunto habitacional donde se vio al tigre.

Incluso hubo una inspección domiciliaria en un departamento. La Profepa aseguró que el animal sí estaba en el domicilio, pero fue trasladado el 5 de septiembre, un día antes del reporte en Twitter. (¿La dueña sabía que se iba a venir un problema?)

Por lo pronto, la Profepa continuará con la investigación hasta dar con el ejemplar de tigre de bengala, además, revisará que toda la documentación esté en regla.

¿Es legal tener un tigre de bengala como mascota en México?

Según la Profepa, sí es posible poseer un tigre con estas características como mascota, siempre y cuando cumpla con los permisos y condiciones aptas para tener al felino.

Sin embargo, lo que no es legal es pasearlo en la calle, ya que representa un riesgo para la población al ser una animal salvaje.

Emmanuel Gutiérrez

Lic. Comunicación Social. Amante del periodismo, redes sociales, música, techno, deportes y videojuegos. La comunicación es el primer paso para llegar a un acuerdo. egutierrez@lanoticia.com

Deja un comentario