Un hombre de Carolina del Norte disparó una escopeta en su casa mientras alucinaba por el efecto de las drogas que había ingerido.

De acuerdo con la investigación de los agentes policiales, el sujeto alucinó con un robo imaginario.

Después de su arrebato, fue acusado por abuso infantil.

La Oficina del Sheriff del condado de Iredell dijo en un comunicado que John-Michael Coppola disparó en su casa de Mooresville.

Disparó su escopeta por el alucine

Detonó el arma de fuego en presencia de su hijo recién nacido.

Las autoridades dicen que Coppola, de 27 años, y la madre del pequeño menor de edad, Kaylee Brianna Wilhelm, consumían metanfetamina y marihuana.

Los agentes los encontraron a ambos sumamente "dañados" por las drogas cuando llegaron a la casa para una revisión de bienestar.

El niño se encuentra bajo el cuidado de autoridades

Funcionarios del Departamento de Servicios Sociales del Condado de Iredell, Servicio de Protección Infantil, informron que se llevaron al recién nacido.

El niño permanece vigilado mientras se investiga la situación, según un comunicado de prensa.

Como consecuencia, Wilhelm también fue acusado de abuso infantil.

Se estableció una fianza de 7,500 dólares para la pareja.

No quedó claro de inmediato si tienen un abogado para tratar de defenderse con algún argumento que explique sus acciones.

Martín Avilés

Periodista mexicano egresado de la EPCSG. Así como Eduardo Galeano y su absoluta falta de talento para jugar al fútbol, ojalá pudiera yo -en algún imposible día de gloria- escribir con el coraje Ryszard...

Deja un comentario