Todo transcurría con tranquilidad la tarde del jueves 30 de octubre pasado en Asheville, hasta que de pronto, un sujeto ingresó a las instalaciones de un Dunkin Donuts, determinado a robarse el dinero haciéndose pasar por un cliente.

A las 4:30 de la tarde, el Departamento de Policía de Asheville (APD) respondió una llamada desde el local comercial de Dunkin Donuts de Hendersonville Road para denunciar un robo a mano armada.

Se sentó en una mesa como cualquier cliente

Los oficiales arribaron al lugar y se encontraron con que el sospechoso había estado sentado en el negocio durante algún tiempo como cualquier cliente poco antes de caminar hacia el mostrador y exigir que le entregaran todo el dinero de la caja.

El presunto ladrón fue descrito como un hombre blanco y vestido con un gorro azul, una mascarilla negra, una sudadera con capucha gris y pantalones cortos azules. El sospechoso amenazó al personal y amagó diciendo que estaba armado con una pistola.

“Este incidente sigue siendo investigado por la Sección de Investigaciones Criminales (CIS). Si alguien tiene información sobre el incidente o la identidad del sospechoso, se le recomienda que se comunique con el APD al 828-252-1110”, dijo el Departamento de Policía en un comunicado.

Preocupan los delitos en la zona

Ninguno de los empleados resultó herido durante el incidente, mientras que el sujeto fue visto por última vez huyendo hacia Springside Road a pie.

Asheville se ha visto envuelta en diversos crímenes que tienen en alerta a la población local, tan solo desde el 1 de enero de 2020, 50 personas han resultado heridas por un apuñalamiento en esa zona.

El Departamento de Policía de Asheville dijo estar comprometido a abordar los delitos violentos para salvaguardar el bienestar de la comunidad.

Martín Avilés

Periodista mexicano egresado de la EPCSG. Así como Eduardo Galeano y su absoluta falta de talento para jugar al fútbol, ojalá pudiera yo -en algún imposible día de gloria- escribir con el coraje Ryszard...

Deja un comentario