Paulina Velasquez, una adolescente latina de 15 años, consiguió salir de un coma inducido médicamente cuando fue hospitalizada por COVID-19 en Fort Lauderdale, Florida.

Su madre, Agnes Velasquez, también tuvo el reto de atravesar la enfermedad, pero ver a su hija inconsciente en una cama de hospital fue un desafío aún mayor.

La madre de la adolescente siente alivio de que su hija despertó del coma durante la primera semana de agosto.

"Ahora, es solo alegría y como una gran felicidad (...). Siento como si una gran piedra acabara de salir de mi pecho",

contó la madre de Paulina a 7News.

Contagio

La página de GoFundMe destinada a conseguir fondos para Paulina dice que joven latina dio positivo a una prueba de COVID-19 el 11 de julio, pero la enfermedad "cambió rápidamente su vida".

"En cuestión de días, requirió un ventilador y fue colocada en un coma inducido médicamente",

detalla la página de GoFundMe.

7News entrevistó a la joven latina y registró el momento en el que Velásquez consiguió caminar luego de pasar casi un mes intubada en el Centro Médico Broward Health.

"No podía respirar (...) Estaba muy asustada de venir aquí y no sabía que me quedaría por tantos días",

expresó la adolescente a 7News.

Vacunación

Velasquez es estudiante de segundo año en el Taravella High School. Su último test de COVID-19 ya dio negativo al contagio.

Aunque estaba inscrita para recibir la vacuna contra el coronavirus, Velasquez contrajo la enfermedad antes de que llegara la fecha para vacunarse.

Luego de su experiencia, pide a los jóvenes que se vacunen.

"Creo que deberían vacunarse (...) Es muy importante. No quiero que nadie pase por lo que yo pasé",

dijo Velasquez a 7News.

La joven la también es integrante de Church by the Glades, donde asiste al programa de ministerio para adolescentes: The Wave.

Para más información, suscríbete a nuestro Newsletter.

José Cordero

Licenciado en Comunicación Social por la Universidad de Los Andes, Venezuela. Periodista de La Noticia. jcordero@lanoticia.com

Deja un comentario