Raleigh- La Junta de Educación del condado de Wake está trabajando en una revisión “técnica” de sus políticas internas sobre el papel que cumplen los oficiales de recursos escolares y asegurar a las familias que no ayudarán a deportar a los estudiantes indocumentados.

La Junta está trabajando en una revisión de las políticas que aclara la autoridad de los oficiales de recursos escolares (quienes dependen de la Oficina del Alguacil) y son los encargados de proveer la seguridad en el campus, hablar en clases y realizar labores de apoyo escolar.

Bajo la política actual, ellos tienen acceso especial para estar en el campus y hablar con los estudiantes. Según el diario News&Observer, bajo el cambio, solo se extenderá a las tareas regulares relacionadas con la escuela. Eso significa que los oficiales no deben preguntar a los estudiantes si ellos o sus familias están en el país documentados porque no sería parte de su trabajo.

El cambio se produce después de que una coalición de grupos comunitarios instó a este distrito escolar a “hacer más” para proteger a los estudiantes que no están legalmente en el país.

El alguacil del condado de Wake, Donnie Harrison, dijo que este cambio no es necesario ya sus oficiales no preguntan sobre el estatus migratorio de una persona a menos que esté en la cárcel.

 

Paola Jaramillo

Comunicadora Social y Periodista colombiana con más de dos décadas de experiencia en producción de televisión, comunicación organizacional y medios impresos. Su trabajo como editora y reportera ha...

Leave a comment