Chris Paul está convertido en el hombre de moda en los playoffs de la NBA.

El jugador de 36 años se convirtió en la figura de los Phoenix Suns, que volvieron a las Finales de la liga por primera ocasión desde 1993.

Paul, originario de Winston-Salem, Carolina del Norte, siempre se ha mostrado orgulloso de sus raíces.

Tras conseguir el título de la Conferencia Oeste, el armador salió a rueda de prensa con una gorra negra que tenía bordado el nombre de Winston Salem.

"Siempre digo que todos estos años, he tenido mi ciudad natal y mi familia conmigo", dijo Paul.

A su vez, se enfocó en la importancia que ha tenido su hermano C.J. a lo largo de estos años en la NBA.

“Tengo una gorra y una camiseta extra para darle a mi hermano. A lo largo de toda mi carrera nunca se perdió un partido de playoffs en el que jugué”.

“Así que cada vez que ganamos algo así,

es para mi hermano, siempre”, comentó.

Chris y su hermano C.J. crecieron en Lewisville, donde se adentraron en el baloncesto. El segundo sin tanto éxito.

El hermano mayor de la figura de Phoenix jugó en Hampton y South Carolina.

"Mi hermano ha estado allí desde el primer día, todos conocen a mi hermano e incluso los árbitros lo conocen", añadió.

Chris Paul está en busca de su primer anillo de campeón en la NBA, luego de 16 temporadas y cinco equipos en el camino.  

MÁS NOTICIAS RELACIONADAS:

Chris Paul destrozó con 41 puntos a Clippers, Suns van a las Finales NBA

Chris Paul, del asesinato de su abuelo en Carolina del Norte al despertar de los Suns

Foto del avatar

Martín Avilés

Periodista mexicano egresado de la EPCSG. Así como Eduardo Galeano y su absoluta falta de talento para jugar al fútbol, ojalá pudiera yo -en algún imposible día de gloria- escribir con el coraje Ryszard...

Deja un comentario