Cómo usted puede contribuir a combatir el racismo

Estamos viviendo tiempos difíciles en Estados Unidos. A la pandemia que hemos estado enfrentando en los pasados meses, ha salido a la luz otra pandemia que ha estado presente por siglos: el racismo.

La muerte de George Floyd a manos de la policía que, aunque no ha sido la única sino las más reciente, ha despertado ira, coraje, e indignación, entre otras emociones.

La combinación de ser testigos de su muerte y de una población agotada por los efectos de la pandemia del COVID-19, han creado las condiciones perfectas para el desarrollo de un movimiento para decir basta a la injusticia y al racismo.

La sociedad, particularmente los miembros de la raza negra, están exigiendo cambios reales y significativos al racismo que se ha cimentado en las instituciones de nuestra sociedad.

El racismo no es un problema exclusivo de la raza negra. Los latinos también hemos enfrentado diversos niveles de racismo en Estados Unidos, y puedo decir con confianza, que hemos enfrentado racismo entre nosotros mismos, ya sea por el estatus migratorio, por el color de la piel o por el estatus económico.

Este momento de la historia nos hace responsable a cada uno de nosotros sobre qué rol queremos asumir para cambiar y transformar el racismo en nuestra sociedad.

Es el momento para reflexionar sobre nuestra manera de pensar y de expresarnos que pudiera ser cómplice de una sociedad racista. La reflexión es necesaria pero no suficiente para crear y transformar nuestra sociedad. Es necesario traducir la reflexión en un verbo de acción.

¿Cómo contribuir a erradicar el racismo?

  • Reconocer el racismo: Para comenzar a resolver un problema, hay que empezar por reconocerlo y nombrarlo. Pudiera ser una conversación incómoda pero necesaria e importante en el proceso de identificar las maneras de solucionarlo.
  • Educarse sobre el racismo: Es muy posible que, por nuestra experiencia como minorías, seamos más sensibles al racismo. Sin embargo, la realidad es que solo las personas que han experimentado sistemáticamente el racismo puede dar cuenta de su experiencia. Escuchemos las historias del que sufre racismo con una escucha atenta para aprender y solidarizarnos.
  • Tener prácticas antirracistas: Si queremos ser agentes de cambio, necesitamos activamente tomar decisiones que muestren que el racismo NO es aceptable en nuestra escala de valores. Es importante involucrarse en los movimientos de nuestra comunidad para alzar la voz de protesta y denunciar cualquier acto de racismo del cual seamos testigos. Eliminemos de nuestro vocabulario cualquier atisbo de racismo y transformemos nuestra forma de pensar hacia las personas que son diferentes a nosotros.

El racismo no se eliminará de la noche a la mañana, pero para que ocurra un cambio se necesita la voluntad de cada ser humano para promover la justicia y la igualdad para cada ser humano.

La contribución que cada uno de nosotros puede hacer posible una sociedad diferente y justa para todos los seres humanos. Es nuestro deber para nuestras generaciones y las futuras. Para mayor información pueden llamar al 984-974-3795.

Mae Lynn Reyes-Rodríguez, Ph.D.

Mae Lynn Reyes-Rodríguez, Ph.D. Psicóloga Clínica e Investigadora Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill Departamento de Psiquiatría

Leave a comment