El presidente de un coro masculino informó que el conductor responsable del choque en la marcha del Orgullo LGBTQ+ en Florida es miembro de la agrupación, pero aseguró que lo ocurrido fue un accidente.

El vicealcalde de Wilton Manors, Paul Rolli, y el alcalde de Fort Lauderdale, Dean Trantalis, señalaron que la investigación inicial muestra que se trató de un accidente, corrigiendo las especulaciones iniciales sobre un crimen de odio.

″La investigación inicial indica ahora que aparentemente se trató de un trágico accidente, pero nadie lo ha dicho de manera concluyente″,

dijo Rolli a The Associated Press en una entrevista telefónica.

El conductor y las víctimas formaban parte de la familia del Coro Masculino Gay de Fort Lauderdale, un grupo de 25 personas, en su mayoría hombres de edad avanzada.

″Nuestros colegas del coro se encuentran entre los heridos, y el conductor también forma parte de la familia del coro. Hasta donde yo sé, esto no fue un ataque a la comunidad LGBTQ″,

dijo el presidente del grupo, Justin Knight, en un comunicado.

El conductor, de 77 años de edad, quedó bajo custodia de la policía. Aún no se le han presentado cargos por el accidente que produjo un muerto y un herido.

Te puede interesar:

Para más información, suscríbete a nuestro Newsletter.

José Cordero

Licenciado en Comunicación Social por la Universidad de Los Andes, Venezuela. Periodista de La Noticia. jcordero@lanoticia.com

Deja un comentario