En estos tiempos sin precedentes muchos latinos están luchando financieramente. Cerca de la mitad (49) de los latinos en Estados Unidos dicen que ellos, o alguien de su hogar, ha sufrido un recorte salarial o pérdida de trabajo a causa del brote de COVID-19.

Ante esta nueva realidad, miles de latinos han solicitado beneficios por desempleo. Para proporcionar alivio se aprobó la nueva Ley CARES, la cual amplía los requisitos para calificar por desempleo e incluye un aumento de 600 semanal durante cuatro meses.

Si estás recibiendo ingresos por desempleo y te has preguntado: ¿Cuáles son las implicaciones tributarias por recibir beneficios por desempleo? TurboTax comparte cinco consejos que te ayudarán a organizarte financieramente.

Sujetos a impuestos

Los ingresos por desempleo están sujetos a impuestos y deben ser incluidos en tus ingresos del año, especialmente si tienes otros ingresos.

Cuando llegue el momento de declarar tus impuestos, recibirás el formulario 1099-G, el cual mostrará la cantidad de ingresos por desempleo que recibiste y los impuestos federales que has sacado de tu paga de desempleo.

Impuestos federales

Los ingresos por desempleo están sujetos a impuestos, una opción es retirar los impuestos federales de tus ingresos por desempleo para evitar sorpresas a la hora de presentar tu declaración de impuestos.

Ajusta tus retenciones

Una vez que puedas encontrar trabajo, ten en cuenta tus ingresos por desempleo cuando llenes un certificado de retención W-4 para tu empleador. Esto es importante si no te han retenido impuestos federales de tus ingresos por desempleo.

Contratista independiente

Los trabajadores por cuenta propia deben tomar en cuenta los ingresos por desempleo cuando paguen los impuestos estimados. Los beneficios de desempleo bajo la Ley CARES son algo nuevo para los trabajadores por cuenta propia. Ten en cuenta que los ingresos por desempleo se sumarán a tus ingresos netos del trabajo por cuenta propia y estarán sujetos a impuestos.

Aprovecha nuevos créditos y deducciones

Hay algunos créditos y deducciones de impuestos que se basan en los ingresos. Puede que no hayas sido elegible en el pasado debido a mayores ingresos, pero puede que seas elegible ahora:

El Crédito Tributario por Ingresos de Trabajo (EITC): Si en el tus ingresos son menores por pérdida de salarios, ahora puedes calificar. Este crédito puede valer más de 6,000 para una familia con tres hijos.

El Crédito del Ahorrador: Es un crédito tributario que puedes tomar sólo por contribuir a tu jubilación. Si contribuiste a la jubilación en el y ahora te encuentras dentro de los umbrales de ingresos, podrías ver un crédito de hasta 1,000 si eres soltero o 2,000 si estás casado y presentas una declaración conjunta.

Crédito por Cuidado de Niños y Dependientes: Si pagaste a alguien para que cuide a tu hijo mientras trabajabas en cualquier momento del año o mientras buscabas trabajo, este es otro crédito tributario que puedes considerar si tienes un ingreso menor.

El porcentaje de gastos por cuidado de niños que puedes reclamar es del 20 al 35 de lo que gastaste, hasta 3,000 por un niño y hasta 6,000 por dos o más niños, dependiendo de tus ingresos. Si tus ingresos son menores, puedes reclamar el 35 de tus gastos (1,050 por un hijo y 2,100 por dos o más hijos).

Para las últimas informaciones locales y en español sobre el coronavirus en Carolina del Norte, visite a La Noticia.

Leave a comment